12 buenos consejos para sacarle provecho al aguinaldo de navidad y a tus finanzas en general

Seguramente  en  unos  días  estarás recibiendo  tu  aguinaldo  de diciembre,     por eso,  te damos  algunos  tips  para  que  éste  te rinda  al  máximo  y  de  verdad  lo  utilices  en  asuntos  que  valga  la pena.

Estos mismos consejos son útiles para el manejo de tus finanzas en general y especialmente aplica,  igual, en aquellos casos que recibes un dinero mas o menos importante como por la venta de un bien, dinero de un premio o un trabajo que haz hecho de manera paralela.

1. No lo consideres como un regalo

Dice unviejo refrán que …”lo que nada nos cueta, hagámosle fiesta”… y esa conducta está arraigada en lo más profundo de nuestro inconsciente.

Según una publicación de la revista Forbes, hay que recordar que “el aguinaldo no es un regalo” sino una prestación que otorga la ley y debe considerarse como cualquier ingreso que has trabajado.

2- Guarda el dinero en el banco

Esto evita que le eches mano a ese dinero cada vez que necesites algo de efectivo y así se mantendrá intacto para ser usado en cosas más relevantes

3- Haz un presupuesto

Antes de sacar el dinero del banco, haz un presupuesto de tus gastos. Hazlo de manera austera y sólo contando gastar lo necesario, el resto déjalo en la cuenta de banco.

4 – Paga tus deudas

Liquidar tus deudas es una de las mejores formas de ahorrar dinero, porque el interés que pagas en la mayoría de los préstamos (especialmente en las tarjetas de crédito), es mucho más alto que el que ganas en la mayoría de las cuentas de ahorros. Así que reduce tanto como puedas tus deudas en tarjetas de crédito, préstamos de estudiante, préstamo para comprar el auto y cualquier otra deuda que puedas tener, para poder ahorrar mucho más. La única deuda grande que es razonable tener durante mucho tiempo es la de una hipoteca inmobiliaria.

5 –  Haz pagos adelantados

Si tienes pensado iniciar algún tipo de actividad el año que viene, es buena idea usar parte de ese dinero para costearlo y no tener que esperar enero para sacarlo de tu presupuesto, como la inscripción en un gimnasio o el pago de universidad.

6 – Inviértelo

Si la empresa te entrega una cantidad considerable, lo ideal es que apartes una cantidad para invertir, ya sea en certificados financiero o en un pequeño negocio como ventas de cosméticos o joyas, algo que te represente una entrada extra cada mes.

7. Adquiere bienes duraderos

Una lavadora, o reemplazar tu refrigerador que se le ve el óxido, son compras que durarán en el tiempo, y puedes consideralas como una inversión.

Dependiendo del monto del dinero que recibas,  también es buena idea pensar en arreglos de  la casa, o una ampliación de la misma.

8 – Organiza tus compras

A partir del presupuesto que asignaste para los regalos, si es que acostumbras a hacerlos,  elabora una lista estimando cuánto gastar en cada uno, sin salirte de lo que presupuestaste.  Busca los artículos y cómpralos con anticipación, aprovechando ofertas.

Haz lo mismo con todo lo que desees comprar, analiza tus necesidades y prioriza tus compras.

9 – Conviértete en un comprador inteligente.

Evita las compras impulsivas y utiliza tu dinero con conocimiento, tómate el tiempo necesario para comparar precios y características de productos o servicios para elegir las mejores opciones. Es positivo que destines una parte a los gastos para los festejos de fin de año pero ponte un tope.

10 – Mastica chicle y lleva auriculares para ir de compras

¿Qué tiene que ver el chicle, los auriculares, las compras y ahorrar dinero? Todo está relacionado con las estrategias de las tiendas, supermercados y grandes almacenes para hacer que compres más. Mascar chicle puede contrarrestar los olores agradables en las tiendas y hacer que te sientas lleno, así no comprarás comida impulsivamente en un supermercado. Llevar auriculares te aislará también de la música de las tiendas, diseñada para que te relajes, te quedes más tiempo y gastes más.

11 – Ahorra en el la ropa de fin de año

Por lo general gastamos una buena suma en la ropa de fin de año, busca en tu clóset,  que seguramente tendrás un par de atuendos que nunca te has puesto o quizás una sola vez. Elige uno que aún te gusta y verifica que te quede bien y quizás con pequeños cambios puedas convertirlo en uno totalmente nuevo., así te ahorraräs una buena suma.  Haz lo mismo con los zapatos, carteras y accesorios.

12 – Piensa en enero

Ya sabemos que diciembre es un mes en el que gastamos en cenas, regalos, vacaciones y una lista interminable de actividades, ¿por qué no ahorras una parte para enero? Así la cuesta de enero no se te hará tan difícil.

25 formas en que el aceite de coco te hace más bella

40 cortes y peinados para esta temporada

<