20 hábitos que aceleran el envejecimiento y te hacen lucir mayor

“Una bella ancianidad es,  la recompensa de una bella vida”  Esto lo dijo Pitágoras hace muchos años. Nuestro estilo de vida tendrá mucho que ver en que tan rápido nos hagamos viejos o cuanto tiempo conservemos nuestra juventud.

Hay hábitos que sin darnos cuenta aceleran el envejecimiento del cuerpo por dentro y por fuera.. Hoy te recordamos  20 de esos hábitos  que deberías evitar, si quieres lucir joven por más tiempo.

1 – Vivir bajo Estrés

Estar sometida a estrés  produce  un daño a la salud altamente conocido, pero a veces no se hace hincapié en que algunos de estos daños nos hacen lucir mayores y aceleran el proceso de envejecimiento. No manejar el estrés a largo plazo provoca incluso pérdida de memoria. Respira  profundamente por  las mañanas, por las noches y cada vez que tengas un segundo para ti durante el día.

2 -Una vida sedentaria

Debes moverte, aunque sea caminando. lo ideal es que hagas ejercicio de l tipo  aeróbico,  al  menos,  tres  veces  por  semana  para mantener sano  tu sistema  circulatorio y cardiovascular y al menos, dos veces   por  semana  hacer   ejercicios  de  fuerza  para  mantener  los músculos  en  buenas  condiciones.  El no hacer  suficiente  ejercicios aumenta   la   probabilidad   de   desarrollar  prematuramente  enfermedades como la diabetes, cáncer, hipertensión y osteoporosis.

3 -No ponerse protector solar varias veces al día

El protector solar  debe ser reaplicado cada tres o cuatro horas. Los rayos  del  sol  causan más envejecimiento prematuro que cualquier otra cosa, causando arrugas y líneas de expresión.

4 – No dormir lo suficiente

Lo ideal es dormir, como mínimo, unas  7  horas cada día. La falta de un sueño reparador aumenta la concentración de factores oxidantes en el cuerpo, lo cual se refleja directamente en el rostro y es durante el sueño cuando se  libera la hormona del crecimiento, que estimula la formación de más tejidos. Dormir menos afecta la salud y una de las cosas  que  más  se  resiente  es  la  calidad  de  tu   piel,  ya  que  le pueden salir arrugas, ojeras y bolsas en los ojos.

5- No comer suficiente frutas y verduras

Estos alimentos están cargados de antioxidantes que luchan directamente contra el proceso de envejecimiento.

6 – Fumar

El tabaquismo es uno de los peores hábitos que puede tener una persona. Lo  expone  a  diferentes  enfermedades  y  le da un aspecto más envejecido.  Dejar  de   fumar  puede  ser  difícil   pero  no imposible, debes hacerte el serio propósito de dejarlo y buscar el método que más te acomode para que puedas lograrlo.

7 -Cambios bruscos en el peso

Subir y  bajar de peso hace que la piel esté sometida a estiramientos rápidos y luego a bajones de peso que hace que la piel pierda elasticidad y eventualmente aparezcan estrías y flacidez.

8 -Exceso de azúcar

Consumir  muchos  alimentos  azucarados  produce  daños   en   el colágeno,  una  proteína  encargada  de  darle  elasticidad  a  la piel. Cuando se daña el colágeno, la piel se vuelve flácida y opaca. Trata de disminuir  el  azúcar que consumes, sustituye el azucar por frutas o azucar artificial.

9 -Pasar demasiado tiempo sentada

Si llevas mucho tiempo sentada tu cuerpo comienza a depositar azúcar en  tus  células.  Esto  provoca  diversos  daños  como  mala circulación,  exceso  de  peso  e  incluso arrugas en la piel.  Levántate cada media hora aunque sea para caminar unos 5 minutos antes de volver a sentarte otra vez.

10 – Tomar alcohol en exceso

Si  bien  una  copa de vino tinto de vez en cuando puede ser beneficiosa,   beber grandes cantidades de alcohol es un hábito que te envejece rápido.  Provoca  dańos,  entre  otras  cosas  a  las arterias, haciéndolas más estrechas, al hígado y a la piel. Además se corre el riesgo de padecer alguna enfermedad mental.

11 – No cuidar adecuadamente la piel

La piel necesita de unos cuidados básicos para mantener su elasticidad  y  luminosidad.  Lo  primero  es  una  buena limpieza todas las noches para retirar  el  maquillaje,  toxinas, polvo y bacterias y  lo segundo es mantenerla hidratada para evitar arrugas por causa de la resequedad. Lo ideal es agregar a esta rutina una crema regenadora para mantener la juventud por más tiempo.

12- Comidas fritas o con mucha grasa

Una  dieta con exceso de grasas y aceites afectan tu hígado y además te  hacen  ganar  peso, lo que tiene efectos negativos en tu salud y en tu piel, haciendo que envejezcas rápido. 

13 – Enojarse con facilidad

De acuerdo con la Dra, Jennifer Landa, de BodyLogicMD, cuando alguien  se  enoja  aumentan  los niveles de cortisol, una hormona que contribuye  al  aumento  de  peso,  la  presión arterial,  el nivel de azúcar en la sangre y el riesgo de padecer diabetes.

Cuando sientas que  estás  molesta por algo,  respira profundamente y busca pensamientos positivos para alejar el enojo de tu mente.

14. Escuchar música o la televisión muy fuerte

Si  sometes  a  tus  oídos  de  manera constante a sonido muy altos, con el tiempo irá disminuyendo tu audición y cuando te des cuenta habrás perdido un gran porcentaje de tu capacidad de audición.

15 –  No consumir suficientes proteínas

Las proteínas representan los componentes básicos de la estructura del músculo, por lo que si queremos conservar nuestra piel tonificada es necesario que las consumamos. En general, las proteínas de origen animal contienen proteínas completas  y alimentos como el huevo o las carnes magras son las fuentes por excelencia,  pero también se obtienen de otros alimentos como son la soya, la avena o las nueces.

16- Saltarse el desayuno

Esto  provoca  que  disminuya   el  nivel  de   azúcar  en  sangre,  lo  que  genera  un  suministro  insuficiente  de  nutrientes  en  el cerebro. El cuerpo reacciona  consumiendo  sus propias proteínas, se auto-devora lo que  disminuye el colágeno que a su vez causa arrugas,  flacidez  y  envejecimiento  prematuro.

17 – Consumir sal en exceso

El exceso de sodio provoca la retención de líquidos lo que se traduce en inflamación lo quel afecta las células de la piel. Existen estudios que  aseguran  que  quienes padecen hipertensión arterial tienen la densidad  capilar de la piel significativamente  más  baja que los no hipertensos.

18 -Nutrición deficiente

Además de representar una amenaza a tu salud, si no te alimentas bien, tarde o temprano tu piel sufrirá los estragos de la carencia de vitaminas y minerales que te aporta una alimentación balanceada. Tu cuerpo necesita cada día porciones de todos los tipos de alimentos, como granos, vegetales, frutas y proteínas, además de mucha agua para mantener tu piel sana y si no los recibes, no sólo sentirás los resultados, también los verás.

19 – Tomar café en exceso

Dos  o  tres  tazas  de  café al día son beneficiosas para la salud, pero cuando aumentamos su consumo, se vuelve perjudicial.

La cafeína en exceso provoca el envejecimiento prematuro de la piel al causar deshidratación.

20 – Consumir grasas trans o grasas hidrogenadas

Aumentan el riesgo de enfermedades del corazón y son perjudiciales para la  piel,  causando  inflamación  y  haciéndola mas susceptible al sol,  lo  cual  provoca  envejecimiento  de la misma. los alimentos que más  grasa- trans  contienen  son  la margarina, donas, papas fritas industriales y los alimentos fritos.

El vinagre te hace más bella

Toma este jugo para quemar grasa y desinflamar tu abdomen

Cuales son los desórdenes alimenticios más comunes y conoce cuales famosas han reconocido públicamente haberlos padecido

Los trastornos alimenticios se producen  principalmente,  por la preocupación exagerada sobre el aspecto físico y la percepción, errada o no, sobre su propio cuerpo que tenga una persona.

La sola preocupación por el aspecto físico o cambios en el peso no significa que se padece un desorden alimenticio, para definirlo como tal, debe existir la práctica de hábitos alimenticios  que interfieran en el buen funcionamiento del cuerpo, la salud o las actividades diarias de una persona.

Cuando una persona sospecha que su relación con los alimentos está fuera de su control, debe hablar de ello; primero con sus cercanos. Amigos y familiares  pueden  convertirse en un gran apoyo.  Es importante reconocer  que se está frente a un problema.

En caso de ser necesario buscar ayuda médica y así obtener las herramientas necesarias para tratar estos desórdenes y lograr superarlos de forma definitiva.

Los desódenes más comunes son la Anorexia la Bulimia y los Trastornos por atracón.

1. Anorexia nerviosa

Sienten un miedo intenso a aumentar de peso

Suelen percibir que se  está “gorda” aún su peso esté por debajo de lo normal.

Comen muy poco y controlan sus alimentos, evitando aquellos que contienen más calorías.

Están por debajo del peso que les corresponde.

Problemas de salud asociados a la anorexia nerviosa:

  • Anemia
  • Presión sanguinea baja
  • deterioro de los huesos
  • desnutrición
  • Falta de concentración, ansiedad o mala memoria
  • Pérdida de músculo
  • Deshidratación
  • Problemas renales
  • Falta del período menstrual
  • En casos extremos puede llegar a producir la muerte

2. Bulimia

Suelen estar permanentemente ” a dieta” , pero de vez en cuando se dan un atracón y para compesar lo ingerido, recurren a mecanismos de compensación como inducir el vómito, ingerir laxantes, diuréticos, pastillas para adelgazar  o hacer ejercicios de manera exagerada y compulsiva.. Estos métodos de compensación representan serios riesgos para la salud de la persona.

No siempre presentan sobrepeso, por lo que a veces es difícil detectar, desde afuera  a las personas con este desorden.

Problemas de salud producidos por la bulimia:

  • Irregularidad de los latidos cardíacos
  • Inflamación y ruptura de las paredes del esófago
  • Deterioro de los dientes
  • Estreñimiento crónico por el abuso de laxantes
  • Úlceras pépticas y pancreáticas

3. Los trastornos por atracón

Las personas que padecen de este desorden viven episodios de consumo compulsivo de comida de manera recurrente.

Generalmente estos episodios son cortos. Pueden durar 1 o 2 horas y en este tiempo se come una cantidad exagerada  de comida sin control.

Generalmente se sigue comiendo aún no se sienta hambre.

Luego del atracón se siente culpa por haber comido tanto.

A diferencia de la bulimia, no se recurre a mecanismos de compensación como la inducción al vómito luego del atracón, no usan laxantes ni se realizan  ejecicios para compensar las calorías  ingeridas.

Las personas tienden a ganar peso.

Para ser diagnosticada con este desorden estos episodios deben presentarse al menos una vez a la semana por un período de tres meses.

Problemas de salud producidos por los atracones:

  • Presión arterial alta
  • Altos índices de colesterol
  • Diabetes Tipo II
  • Obesidad

Cada día se conocen más casos de personas famosas que han sufrido de estos transtornos al hacer públicas sus experiencias  y especialmente lo hacen para darle visibilidad a estos problemas y así ayudar a gente que las padece.

Entre estas celebridades están:

Lady Gaga

Confesó en la red social Little Monster que padeció de anorexia y bulimia desde que tenía  15 años y que superó la bulimia, especialmente para salvar sus cuerdas vocales.

En la actualidad la cantante ayuda a personas con problemas de salud a travez de su fundación “Born this way”

Victoria Beckham

Ella misma cuenta en su biografía publicada en el 2001 que sufrió de anorexia cuando pertenecía a las Spice Girls debido a las presión que sentía para mantenerse delgada.

Aunque dice haber superado esa etapa, se le ve con frecuencia con una extrema delgadez lo que parece ser un fantasma que aparece repetidamente en su vida.

Demi Lovato

Sufrió bulimia y anorexia y en el año 2010 recibió tratamiento para estos desórdenes. Hoy le habla a mujeres jóvenes sobre su propia experiencia.

Amy Winehouse

La excepcional cantante británica, falleció por su adicción a las drogas y el alcohol, pero su padecimiento de anorexia nerviosa había debilitado su cuerpo.

Lindsay Lohan

Padeció de bulimia en el año 2006. Cuenta que se sentía muy enferma y terminó buscando ayuda cuando sus amigos le llamaron la atención por la delgadez que sufría y le aconsejaron cuidarse y que de otra forma terminaria muerta.

Jane Fonda

Fue una de las primeras en reconocer públicamente que sufrió de desórdenes alimenticios.

Cuenta que sufrió bulimia pasado los 40 años y que a esa edad es más dificil recuperase. Dice que superó estos problemas hace 30 años cuando decidió que quería vivir.

Angelina Jolie

Aunque no lo ha corroborado ella misma, frecuentemente se le ve con una delgadez extrema. Se le vio con una gran pérdida de peso en el 2007 que ella atribuyó a la pérdida de su madre, pero luego de su divorcio se le volvió a ver muy delgada, lo que parece es una constante  que aparece de manera recurrente en la vida de esta reconocida actriz.

Calista Flockhart

La acriz cuenta que la presión que sufrió mientras protagonizaba la serie Alli McBeal la llevó a no tener orden en sus hábitos alimenticios lo que le provocó transtornos y pérdida de peso extremo. Dice que ahora cuida mejor de su salud.

Lady Di

Hace 23 años la princesa Diana habló de su problema con la bulimia en aquella famosa entrevista con el periodista Martin Bashir.

Según ella misma contó los problemas en su matriminio y la vida en palacio la llevaron a sufrir de bulimia.

Luego de la entrevista algunos amigos se acercaron a la princesa y le ayudaron a superar la enfermedad.

Fuente: National Eating Disordes Association

Que nos ofrece la cosmética moderna para rejuvenecer la piel

¿Sabías que al inhalar esta planta se aumenta la memoria en un 75%?

Como evitar los gases y el abdomen hinchado

La mayoria de nosotras hemos tenido el vientre hinchado alguna vez, y sabemos lo incómodo que es esto. Si el problemas se presenta sólo rara  vez,  es  normal  que  pase,  pero cuando es algo que padecemos frecuentemente  ya  se  convierte  en  un  problema  al cual debemos ponerle atención

Lo primero que debes preguntarte es si los intestinos funcionan normalmente, es decir si no padeces de estreñimiento o por el contrario, de diarreas  con  frecuencia,  en  caso de padecer cualquiera de estos dos  extremos,  deberías  visitar  al  médico  para saber  si hay algún problema de salud.

Si no padeces de ningún trastorno de salud, el estreñimiento se puede controlar  consumiendo  alimentos  que  contengan fibras, principalmente frutas y verduras.

En  caso  de  que  el estreñimiento sea muy severo te puede ayudar con ciruelas o higos secos, semillas de lino o salvado de trigo y además tomando mucha agua.



¿ Que cosas pueden causar hinchazón?

1 – Comer en exceso

Cuando se come demasiado el estómago se extiende produciendo hinchazón. Lo ideal es pararnos de la mesa cuando ya no tenemos hambre y nos sentimos saciadas o satisfechas.

2 – No masticar bien los alimentos

La primera fase de la digestión se produce al masticar los alimentos, si no los trituramos  bien al  estómago  se  le  dificulta  la digestión lo que a su vez provoca hinchazón y gases.

Algunas personas tragan aire al masticar, debes poner atención para ver si es lo que te está sucediendo.

3 – Comida con mucha sal

El  sodio  produce  distensión  del vientre. Reduce la cantidad de sal que consumes en los alimentos, además de  los alimentos altos en sodio como algunos enlatados y congelados. Lee la etiqueta y fíjate si contiene muchos sodio.

4 – Estrés

El estómago es uno de los órganos que se resiente cuando estamos sometidos  a estrés  y entonces no digiere los alimentos de manera adecuada produciendo hinchazón, entre otros síntomas.

En estos casos notarás que la hinchazón no  está  relacionada con lo que comes, sino que te sucede los días que sienten más tensión emocional. Si piensas que esa es una de las causas de tu problema, debes tratar de evitar estresarte. Una buena técnica es hacer una pausa en tus   tareas, cerrar   los   ojos   y   respirar   profundamente  por  unos minutos.  Si  el  problemas  del  estrés  permanece, debes hacer revisiones más profundas sobre tu estilo de vida y seguir algunas técnicas de relajación.

Te invitamosa visitar: Guía para vivir sin estrés

5 – Intolerancias alimenticias

Hay  personas  que  tienen  intolerancias  a  determinados  alimentos. pero no están conscientes de ello. Las más comunes son al gluten y la lactosa. Si sospechas que puedes estar sufriéndolas deberías realizar los análisis correspondientes.

Una  manera  más  sencilla de comprobarlo sería eliminando esos alimentos de tu dieta durante un mes, y posteriormente introducir uno a la vez para ver si vuelves a sentir la hinchazón.

6 – Cenas muy abundantes o pesadas

La cena debe ser la comida más ligera del día, ya que por la noche el organismo ya no tiene tanta energía para dedicarle a la digestión. . Si nos acostamos o nos levantamos por la mañana con hinchazón deberíamos cambiar las cenas. Es preferible ingerir alimentos ligeros como sopas o cremas, o yogur con frutas, que son de fácil digestión.

7- Comer chicle

Al comer chicle tragamos aire y esto provoca gases en el estómago.

Alimentos que provocan gases

8 – Comidas fritas

Los alimentos con altas concentraciones de grasa permanecen en el estómago más tiempo, lo que causa que el estómago produzca más gases.

9 – Las bebidas con gas

Un  burbujeante  refresco  puede  tener un sabor delicioso y refrescante, pero tu vientre puede tener problemas para digerirlo – y el resultado podría ser un gas estomacal muy incómodo. La carbonación en los refrescos y bebidas no es más que aire, lo cual puede resultar  en  gas  incómodo  y excesivo especialmente cuando se ingiere junto con las comidas. Intenta tomar agua o té con las comidas.

10 – Los frijoles

Los frijoles crean un exceso de gas por dos razones.  En  primer  lugar, tienen un contenido alto de rafinosa – el mismo azúcar que causa gas en ciertos vegetales y en segundo lugar, también contienen fibra soluble, cuya digestión libera el gas intestinal.

Una buena forma de disminuir su capacidad de priducir gases es:

  • Antes de cocinarlos, déjalos en agua, al menos unas 4 horas
  • Cuando estén hierviendo, rompe el hervor, colocando hielo en el olla.
  • Agregar comino, jengibre o hinojo a la cocción
  • Hacerlas puré, al menos, la mitad que esté cosinando.

11 – Productos lácteos

La leche y otros productos lácteos contienen un azúcar llamado lactosa,  que  puede  ser  difícil de procesar por el tracto digestivo si tu cuerpo no contiene suficiente enzima lactasa. Algunos derivados de la leche como el queso o el helado de crema también la contienen.

12 – Repollo, acelgas, cebollas, garbanzos y habas

Son alimentos que tienden a producir gases. Como al mismo tiempo son  muy  saludables  no  es  recomendables  eliminarlos  de  la  dieta, pero si es bueno no consumirlos juntos y un tip para evitar los gases al consumirlos es agregar algunos condimentos al cocinarlos como comino,  jengibre o hinojo. Lo mismo que podemos hacer al cocinar los frijoles.

Como evitar los gases

Siempre puedes ayudarte con ciertas rutinas o tomando tés e infusiones que ayudan a disminuir este molesto problema.

Infusión de anís: El anís ayuda a quitar los gases y el dolor estomacal causado por éstos. Hervir el anís durante 5 minutos, dejarlo reposar y tomarlo. Si se toma cada día se notará una gran mejoría e incluso su desaparición.

Té de manzanilla: Este té, también ayuda a relajar nuestro abdomen; por lo qué tomarlo antes y después de comer, es ideal para disminuir los gases.

Jengibre :  Para  evitar  la  formación de gases, mastica un trocito de jengibre fresco después  de  cada  comida. También  puedes  agregar jengibre fresco a tus recetas. Igualmente, puedes hacer un té que es una excelente manera de controlar la formación de gases en el interior  del  estómago.  Para  hacerlo,  toma  una  cucharada  de jengibre rallado y ponlo a hervir en agua durante unos minutos. Bebe esta infusión dos o tres veces al día.

Té de hinojo: Es, sin duda, uno de los mejores ingredientes disponibles en tu cocina para brindar rápido alivio a la hinchazón causada por el exceso de gas estomacal.

Añadir unas semillas de hinojo en una olla de agua caliente, Dejar hervir durante 5 minutos a baja temperatura. Colar y tomar. También puedes masticar las hojas del hinojo fresco.

Ajo: El ajo ayuda a estimular la digestión y por lo tanto ofrece alivio en casos de flatulencia. La sopa de ajo puede reducir el volumen de gas en el estómago. También puedes tomar un poco de ajo machacado   junto   con   una  pequeña  cantidad   de   pimienta  negra  y unas semillas de comino, hervir todo en agua durante unos minutos. Colar y dejar que llegue a temperatura ambiente. Tomar esta solución 2 a 3 veces al día.

Alimentos con probióticos:  Los  probióticos ayudan a la digestión y reducen la hinchazón. Los alimentos que los aportan son yogur, kefir y chucrut (repollo cocido).

Una ligera caminata: Una corta caminata después de una comida pesada  puede  ayudar a mejorar la digestión y por lo tanto a reducir la hinchazón.  Recuerda  no  exagerar ya que el exceso de movimiento después de comer, puede producir cólicos.

Fotografía: Revita

Jugo quemagrasa para reducir tu abdomen

Consejos de maquillaje para lucir un cutis radiante

Las ventajas de picar entre comidas. 10 snacks sabrosos, nutritivos y bajos en calorías

Hay muchos saboteadores de las dietas;  el hambre, el aburrimiento, el cansancio, la alegría, la tristeza o la ansiedad nos pueden dar deseos de llevarnos algo a la boca.

Lo mejor es comer algo en esos momentos para poder continuar con nuestra dieta, de otro modo, la cuesta se hace demasiado pesada.

Para esos casos lo ideal es elegir snacks o antojos que nos quiten el hambre, nos sacien el deseo de llevarnos algo a la boca y que además,  nos aporten nutrientes.

Aunque no es recomendable picar en exceso, hay momentos que es necesariocaundo relamente Y, aunque no hay que sucumbir a los antojos continuamente y hay que aprender a comer por hambre y dejándonos guiar por las emociones, tampoco pasa nada por darse un capricho de vez en cuando mientras no sean chucherías y snacks procesados llenos de grasas trans. Por ello desvelamos algunos antojos que están deliciosos, que no suponen una gran carga calórica y que contienen nutrientes también necesarios para el organismo.
. Pero debemos hacernos la idea de que no necesariamente debemos someternos a ella. Para evitarla, podemos consumir snacks o picaderas entre comidas. Hacer esto, ayuda no sólo a

Beneficios de comer un snack

  • Sacia  el hambre
  • Evita los atracones
  • Nos da fuerza para continuar con una dieta
  • Acelera el metabolismo
  • Contribuye a mantener los niveles de glucosa y colesterol estables
  • Disminuye la ansiedad
  • Ayuda en el control de peso
  • Ayuda a estar de mejor humor
  • Ayuda a tener mejor rendimiento a las actividades del día
  • Evita los dolores  de cabeza

Lo importante es cuidar  el tipo de snacks que comemos, tratando de que sea algo que nos guste, nos quite el sentimento de privación que producen las dietas, pero además que sea un alimento que  sacie el hambre y nos quite el deseo de seguir comiendo, y que por supuesto, contenga pocas calorías.

Aquí te propoponemos10 alimentos que puedes picar entre comidas ya que cumplen con lo anterior. Lo que elijas dependerá de tus gustos, lo que tengas disponible y de la hora del día en que aparezca el antojo.

1 – Pan integral con tomate al horno

Corta unas rodajas de tomate y pónselos a una rebanada de pan. Agrégale un poco de sal y un poco de albahaca fresca. La combinacion del tomate y los carbohidratos del pan, te darás saciedad por un par de horas y sólo tiene 95 calorías por rebanada.

2. Gelatina

Aporta colágeno y algo de minerales. Su valor nutricional no es muy alto, y dependiendo del tipo de gelatina comercial, puede contener algunas vitaminas , pero es una forma agradable de saciarnos el hambre y de hidratarnos. Aproximadamente 85 calorías una porción mediana.

3. Consome de calabaza (auyama, zapallo)

Hay momentos donde uo necesita echar algo caliente al estómago y la sopa de calabazas además de tener buen sabor, posee muy pocas calorías.

Hierve un pedazo de calabaza. Cuando este blanda retira y aplasta con un tenedor. Agrega agua hasta que obtenga una textura suave y cremosa. Agrega, ajo, orégano, cilantro y sal y deja cocer a fuego lento por unos 5 minutos en una en una olla tapada. Aporta unos 85 calorías.

4. Palomitas de maiz

Las palomitas es una de las picaderas más apetecidas y si las preparas tu misma, pueden ser excelentes para saciar tu deseo de comer algo sabroso entre comidas. Las palomitas caseras son crujientes y apetitosas  y además son saludables, tienen fibra, no tienen aditivos, azùcar ni preservativos.

Prepáralas tu misma, usa poco aceite y poca sal. No le agregues mantequilla. Un tazón grande de palomitas de maiz preparadas de esta forma contiene aproximadamnete 300 calorías.

Es el snack con más calorías de la lista, pero satisface la necesidad de comer un alimento  “prohibido” y te evita probar otros que sí contienen mucho más calorías.

5. Tortilla mexicana vegetariana

Es el tipo de comida que le gusta a casi todo el mundo. Tiene mucha fibra que se digiere lentamente, lo que hace que no sientas hambre muy rápido. Como es una merienda, no le agregues carne y así evitas calorías.

En una tortillas de maíz de baja en  calorías, puedes agregar 1  cucharada de frijoles negros,  tomate picadito, cebolla, lechuga o rúcula, ají morrón y cilantro, bien cortaditos y finalmente un poco de salsa picante o semipicante, según tu gusto. Aproximadamente 120 calorías.

6. Cafe con leche y galletas

Este snacks es practicamente una comida completa. La leche contiene proteínas, vitaminas y calcio y al ser caliente, te brinda una mejor sensación de saciedad.

Agrega café a media taza de leche descremada. Si te gusta dulce, agrega Estevia o sacarina y acompaña con 5 galletas María. El café con leche te aportará 45 calorías y cada galleta unas 18, por lo que la merienda completa tendrá una 135 calorías.

7. Batido de frutas

Si preparas un batido con leche descremada y frutas de pocas calorías como las fresas o el kiwi, tienes un snacks que te quita el hambre y te deja satisfecha. Mete todo en la licuadora incluyendo hielo para preparar un delicioso batido de frutas frappé. No uses azúcar, en su lugar agrega estevia. Aproximadamente 120 calorías.

8. Galletas integrales y requesón

El requesón contiene más calcio que la leche – por su concentración – además aporta fósforo, potasio, vitaminas A y B y proteínas de alta calidad. La combinación de la proteína con los carbohidratos, te prporcionará saciedad hasta la próxima comida, ya sea el almuerzo o la cena. aproximadamente 120 calorías por unidad.

9. Helado de frutas

Para esos momentos en que queremos algo dulce y además frío, el helado es la opción perfecta.

Lo ideal es que lo prepares tu misma, poniendo en la licuadora alguna fruta que nos guste, endulcorante artificial, preferiblemente Estevia y leche o agua. Luego de batir bien, poner en un molde y colocar en el freezer. Para que quede esponjoso, puedes sacarlo del freezer cada 20 minutos y batirlo, hasta que esté hecho.

Dependiendo de la fruta, un helado de agua puede tener entre 60 a 95 calorías por ración y si es de leche, tendrá una 80 calorías adicionales por ración.

10. Aceitunas verdes

Las aceitunas son ricas en vitaminas A y E, y en minerales como el calcio, fósforo, yodo y potasio, además contienen grasas saludables y fibra.  Son saciantes y sabrosas. Una unidad de aceituna verde contiene entre 4 a 5 calorías, o sea que un platillo con 20 aceitunas puede tener unas 90 calorías. Prefiere las de color verde que son más bajas en calorías y han sido sometida a menos proceso.

Te invitamos a visitar:

16 usos del agua de sal que no son tan conocidos

10 desayunos fáciles, ricos y con pocas calorías

¿Conoces los beneficios de poner un vaso de agua debajo de la cama?

Este es un remedio que se ha usado por generaciones y se basa en el principio de que el agua absorbe las energías negativas que hay a su alrededor. La técnica es muy sencila y tiene muchos defensores, por lo que si te sientes cansada, con falta de ánimo, no duermes bien o no estás respondiendo a algún tratamiento médico, puedes probarla sin poner en  riesgo tu salud.


Es tan simple como colocar un vaso lleno de agua limpia bajo tu cama cada noche. El agua puede ser de la llave o de botella; mientras más limpia, mejor. Una condición que debe cumplir es que no sea  agua gaseosa. Coloca el vaso debajo de tu cama y a la mañana siguiente bota el agua y lava el vaso.

Se supone que al irse esta agua por el desagüe, te deshaces de toda la energia negativa y las malas vibraciones que el agua absorbió durante la noche, así de sencilla es esta técnica. Cada noche, antes de acostarte vuelve  a llenar el vaso con agua y colócalo nuevamente, debajo de tu cama. Después de unos días te sentirás con más ánimo y energía. Puedes seguir esta rutina cuantas veces quieras y por el tiemp que desees. Debes elegir un vaso que sea transparente y que no este rayado o roto.

10 tips para que unos zapatos baratos se vean finos

¿Conoces los beneficios de la coenzima Q10, presente en todo programa antiage?

Convierte tu cuerpo en un quemagrasas con la dieta cetogénica, y evita el efecto rebote

La dieta cetogénica, también conocida como dieta “Keto” propone el consumo muy  bajo de carbohidratos y alto en grasas “buenas” y se basa  en el principio de que cuando en el cuerpo hay pocos azúcares éste produce unas moléculas conocidas como cetonas que es  un combustible alternativo al azúcar.

En esta dieta, la energía se obtiene casi únicamente de las grasas, como consecuencia, los niveles de insulina disminuyen y aumenta la quema de grasas, por lo que los depósitos de grasa del cuerpo son usados como fuente de energía.

Por sus evidentes ventajas muchas celebridades han probado esta dieta y muchas con gran éxito como Halle Berry, kim Kardashian, Rihanna o Gwyneth Paltrow.



Ventaja de la dieta

  • Se siente menos hambre al sustentarse en una dieta basada principalmente en grasas y proteínas.
  • No se pierde masa muscular
  • Reduce los niveles totales de colesterol en sangre
  • Disminuye los triglicéridos
  • Se pierde más grasa corporal que en otros tipos de dietas
  • Aumenta el metabolismo, lo que evita el efecto rebote cuando se suspende la dieta
  • Previene enfermedades como la diabetes

¿En que consiste la dieta?

Consiste en una reducción de los carbohidratos como cereales, legumbres, alimentos azucarados, frutas, tubérculos (papa, yuca, camote)  y el consumo de grasas saludables y proteínas.

Esta dieta lo que pretende relamente, es reeducar al cuerpo a utilizar la fuente de energía de forma diferente  y que nuestro metabolismo  queme más grasa, conviertiendo al cuerpo en una máquina “quemagrasas”.

Normalmente el cuerpo utiliza los carbohidratos como fuente de energía. Al ingerir carbohidratos,   aumenta los niveles de glucosa y entonces el cuerpo la quema rápidamente y si no la usa totamente, libera insulina para indicar que debe almacenar esa energía sobrante en forma de glucógeno o grasa.

Pero la glucosa no es la única fuente de energía; el organismo también puede usar las grasas mediante la oxidación de las grasas, la diferencia es que este proceso es mucho más lento.

Existen diferentes grados de rigidez de esta dieta, por lo que la proporción entre grasas y carbohidratos que se deben consumir al día puede variar.  Los rangos propuestos son:

                             Grasa        Proteínas      Carbohidratos      Total    

Más estricta              75%                           20%                           5%                                 100       

Menos estricta       65%                          20%                           15%                                100

Las fuentes de  alimentos recomendadas son:

Fuentes de Grasas

Las grasas deben provenir, básicamente de grasas “buenas” para obtener los beneficios indicados. Las grasas permitidas son:

  • Mantequilla clarificada
  • Mantequilla de maní
  • Aguacate
  • Aceite de oliva virgen
  • Aceite de coco
  • Frutos secos ( almendras, piñones,nueces, pistachos, avellana, nueces de macadamia)
  • Semillas (ajonjolí, cáñamo, girasol, lino)
  • Aceitunas

Fuentes de proteínas

  • Pescados:  Preferiblemente pescados grasos como  salmón, sardina, anchoas, atú. También se puede consumir, sin abusar pescados blancos como el mero, merluza, caballa, bacalao, etc.
  • Mariscos: Camarones, calamares, cangrejos, ostras,  ostiones, almejas, mejillones, langostas,calamares etc.
  • Huevos
  • Carne de res
  • Cordero
  • Cerdo
  • Pollo
  • Pavo
  • Pato
  • Codorniz

Carbohidratos

  • Preferibemnet deben obtenerse de losm vegetales bajos en almidón, que son aquellos que crecen sobre la supeficie:
  • Lechugas y vegetales de hojas verdes como la espinaca, rùcula o kale
  • Berro
  • Calabacín
  • Alcachofa
  • Repollo
  • Pepinos
  • Brócoli
  • Colifror
  • Tomate
  • Ajies,
  • Espárragos
  • Berengenas
  • Puerros
  • Col rizada
  • Apio
  • Ajo
  • Brotes (alfalfa, bambù, habas)
  • Hongos
  • Rábanos
  • Frutas: Comerlas en menor medida ya que contienen fructosa,  un tipo de azúcar. Estan permitida en porciones pequeñas: Fresa, frambuesa, cereza, kiwi, arándanos, guayaba, ciruela y albaricoque.



Alimentos lácteos

Evita la leche ya que contiene gran cantidad de lactosa, un carbohidrato.

  • Crema de leche
  • Crema agria
  • Todo tipo de quesos
  • Yogur entero sin azúcar

Bebidas

  • Agua
  • Tés : Verde, blanco, negro o rojo, menta siempre  sin azúcar

Especias

  • Pimienta
  • Canela
  • Clavo de olor
  • Romero
  • Albahaca
  • Selillas de comino, cilantro, y tomillo
  • Cùrcuma
  • Pimienta de cayena
  • Eneldo
  • Menta
  • Orégano

Alimentos prohibidos

  • Alimentos de pastelería como bizcochos, donas, galletas, pies, etc.
  • Alimentos ricos en azùcar como los Helados, jugos industriales, mermeladas, etc.
  • Sodas
  • Alimentos hechos con harina de trigo como el pan o las pastas
  • Tubérculos como la papa, yuca, camote
  • Arroz
  • Maiz
  • Cebada
  • Avena
  • Legumbres: habas, frijoles, lentejas, garbanzsos, guisantes (arvejas) etc.
  • Quinoa
  • Mijo
  • Centeno
  • Frusta con alto contenido de azúcar: banana, uvas, manzana, mango, naranja, papaya,etc.
  • Bebidas alcohólicas
  • Productos industrializados, en general, porque pueden contener glucosa en su fórmula
  • Leche
  • Aceites: Soya, canola, maiz, girasol, sésamo, maní, palma
  • Grasas Trans



Recomendaciones importantes

  • Tomar mucha agua, unos dos litros al día
  • Si  tienes dudas sobre algún alimento en particular, verifica que no contenga más de 12 gramos de carbohidratos por cada 100 gramos del alimento.
  • Debes seguir la proporción de grasa, proteínas y carbohidratos, ya que cuando se entra en estado de cetosis;  la energía proviene de los ácidos grasos, pero para sintetizar la glucosa   el cuerpo necesita proteínas y si no la obtiene de los alimentos, la consigue de los músculos. Por esta razón es que se recomienda consumir una alta proporción de proteínas, preferiblemente las que aparecen en la lista recomendada.
  • Trata de consumir bastante fibra y consume los alimentos permitidos que la contienen, principalmente los que tienen baja proporción de glucosa, así puedes consumir gran cantidad como los vegetales de hojas  verdes como lechuga, espinacas, rúcula, apio o berros o de alimentos como pepino, aguacate, berengena o brotes de bambú, que además al ser altamente alcalinos ayudarán a eviitar la acidificación de  tu cuerpo.
  • Luego que pierdas el peso deseado, deberás dejar la dieta, pero debes hacerlo de manera gradual. Debes empezar a agregar alimentos con más glucosa y que aparecen en la lista de alimentos prohibidos, como  frutas con más índice glucémico. Luego ve agregando alimentos ricos en hidratos de carbono complejos como avena, pan o arroz integral.
  • No se recomienda hacer mucho ejercicio, ya que el cuerpo necesita glucosa cuando realiza ejercicios y esta dieta no la provee suficientemente. Lo más recomedable son los ejercicios aeróbicos de baja intensidad como caminar.
  • No debes hacer esta dieta por períodos largos. Lo ideal es hacerla por unos 5 a 7 días, pero nunca exceder de tres semanas, ya que fuerza el hígado al tener que quemar grasas de manera muy rápida y también  a los riñones.
  • Si llevas esta dieta por más de 5 días, es necesario que lo hagas bajo la supervisión de un médico.
  • Antes de comenzar la dieta debes estar segura que tu hígado y riñones están sanos, y en general que tienes buena salud, por lo que es recomedabe someterte a un examen médico.
  • Como no se consumen todos los tipos de alimentos de manera proporcionada, puede presentarse deficiencias alimenticias, por lo que se recomienda compesar esta carencia tomando un suplemento vitamínico, además de minerales como el calcio y  potasio.

Que nos ofrece la cosmética moderna para rejuvenecer la piel

Remedios naturales para limpiar tus riñones y mantenerlos saludables


20 razones de peso para consumir manzanas

Una manzana al día aleja al médico de tu vida. Esto es algo que hemos oído desde siempre y hay muy buenas razones para creer en esta afirmación.

La manzana contiene numerosas vitaminas, minerales y fitoquímicos que la provee de  extraordinarias propiedades saludables ya que todos estos nutrientes actúan de manera positiva en muchas funciones del cuerpo.

Todas las variedades de manzanas son beneficiosas, así que puedes comer la que sea más de tu agrado.propiedades de la manzana

Propiedades de la manzana

1.  Desintoxica el hígado. Estudios realizados en la Universidad de Toulouse, Francia, señalan que la manzana descongestiona el hígado,  reduciendo  la  tendencia  a  formar   cálculos   biliares.  Se recomienda  a  personas  con  colelitiasis  o  a  quienes  ya  han  sido operados de la vesícula. También es recomendable en casos de hepatitis crónica, hígado graso y cirrosis hepática.
2.  Previene el envejecimiento celular gracias a los poderosos antioxidantes como las catequinas y quercitinas que contiene.
3. Reduce los niveles de colesterol en sangre por su contenido de  pectina que absorbe a nivel intestinal.  La pectina se encuentra en su cáscara.
4. Es hidratante, por su elevado contenido en agua que es más de un 80%
5. Gracias a la quercetina, otro fitoquímico que posee la manzana,  previene problemas cardiovasculares y del sistema vascular –incluyendo la arteriosclerosis y problemas circulatorios.



6. Se le considera una fruta anticancerosa debido a  varios compuestos como los flavonoides y ácido fenólico de su pulpa y de la pectina presente en la cáscara que tiene la capacidad de inhibir el crecimiento tumoral.
7. Reduce el nivel de azucar en la sangre . La pectina actúa como un regulador de la liberación de los azúcares, permitiendo que pasen lentamente a la sangre.
8.  Posee vitamina E, un fuerte antioxidante que combate el envejecimiento, embellece la piel y regula la función hormonal.
9. Posee fibra soluble e insoluble, si la comemos cruda y con piel nos previene del estreñimiento. Para los cuadros de diarrea se recomienda comerla cocida.
10.  Ayuda en la prevención de osteoporosis ya que es rica en Boro, mineral que participa en numerosas funciones del organismo, entre ellas, facilita la asimilación del calcio y magnesio.
manzanas
11.  Su contenido de potasio, le confiere propiedades diuréticas.
12.  Ayuda a controlar el ácido úrico en sangre.
13. Ayuda a dormir mejor por su contenido en vitamina B12.
14. Tiene propiedades antinflamatorias por lo que se recomienda para combatir  enfermedades inflamatorias como la artritis.
15. Aumenta la memoria y activa las funciones del cerebro ya  que contiene fósforo.
16- Posee ácidos como el málico y el tartárico que ayudan a digerir la grasa si se come después de las comidas.



17. Ayuda a prevenir el asma ya que contiene flavonoides y ácido fenólico que ayudan a bajar la inflamacion de las vias respiratorias.
18. Ayuda a limpiar la dentadura. En caso de que no se tenga el cepillo dental, se puede comer una manzana y luego enjuagar los dientes con mucha agua para limpiar los restos de azúcar de la fruta.
19. Podemos conservarla varias semanas sin que se estropee y es fácil de llevarla  con nosotras para comerla como merienda. Es una excelente opción para que los niños se la llevan al colegio.
20.  Es excelente para las personas que desean bajar de peso, ya que sólo contiene unas 75 calorías y sin embargo, sacia el hambre, especialmente si se come con cáscara, ya que la pectina permanece en el sistema digestivo por largo tiempo.

 

Los 30 alimentos más poderosos para prevenir el cáncer

El agua de berenjena para quemar esa incómoda grasa abdominal

 


Receta de la abuela para mantener alejadas las enfermedades

Para   cuidar  de   nuestra  salud   y   disfrutar  de  una larga  vida  es necesario  tener  hábitos saludables  que  incluya  una alimentación balanceada  y  un  régimen  de  ejercicios,   pero  siempre  podemos reforzar nuestra salud con recetas hechas con productos naturales.

Tomando  este  vino  podemos   ayudar  a  prevenir  muchas enfermedades gracias a sus extraordinarias propiedades.

Ingredientes

  • 12 dientes de ajo.
  • ½ litro de vino tinto de buena calidad.
  • 1 cucharadita de paprika (pimentón rojo en polvo)

¿Cómo prepararlo?

Corta el ajo  en  ruedas  y déjalo  reposar  por 10  minutos  para  que suelte  sus  sustancias.  Coloca   el  vino  en  una  frasco  de  vidrio  y agrégale   el   ajo   cortado  y   guárdalo   durante   dos   semanas   en algún lugar de tu casa donde  reciba  los  rayos  del  sol.

Durante las próximas dos semanas tienes que agitar el frasco todos los  días,  al  menos  dos  o  tres  veces. Luego  de  este  tiempo, cuélalo,  agrégale  la cucharadita  de  paprika,  agítalo  bien  y  ya  está listo para  tomar.

¿Cómo tomarlo?

Tomar una cucharada tres veces al día, preferiblemente después de cada comida durante todo un mes.  Se  recomienda  hacer  esta  cura dos  veces  al  año.

Propiedades

ajo

Ajo

Contiene alicina, un compuesto rico en azufre que actúa como depurador del hígado, eliminando las sustancias tóxicas que se acumulan en la sangre y tejidos. Además tiene efectos antibacteriales . Ayuda a bajar  la  presión  arterial  y  fortalece  el sistema  inmunológico.

Contiene una sustancia llamada apigenina que según algunos estudios, debilita las células cancerígenas transformándolas en células normales.

Vino

Provee  gran  cantidad  de  flavonoides  y  resveratrol, poderosos antioxidantes que previenen enfermedades del corazón, disminuyen el colesterol alto, mejoran la circulación sanguínea, limpian el organismo, ayudan a regenerar las células y contribuyen a reducir de peso,  entre otras enfermedades.

Combate  el  envejecimiento  y  diversos  estudios  han  demostrado su  capacidad  de  ayudar  a  prevenir  el  cáncer.

paprika-biogger

Páprika

Contiene  vitaminas  y  minerales.  Ayuda a tratar la artritis, mejora la digestión, contribuye a reducir los triglicéridos y el colesterol malo y previene las ulceras estomacales. Estimula la producción de endorfinas.

Previene  infecciones  por  virus,  aumenta las defensas  del  cuerpo y ayuda a purificar la sangre. Reduce el apetito, ayuda a quemar grasas y acelera el metabolismo y por ende a bajar de peso.

Una de sus propiedades más importantes es la de ser anti-inflamatoria   por   lo   que   ayuda   a  controlar   el   proceso inflamatorio  en  el cuerpo.   La  micro-inflamación  se  cree  es  el origen  de  muchas  enfermedades.

Fotografía: Baaaaaa vía Kisspng

Mantente joven y saludable con las maravillosas propiedades de la naranja

Infusión para bajar los triglicéridos y el colesterol

Agrega estos alimentos a tu dieta y pierde peso sin sacrificios

El sólo hecho de “saber” que estamos a dieta provoca ansiedad y sentimientos de privación que a la larga pueden desencadenar en mal humor, estrés y episodios de atracones que dan al traste con gran parte de lo logrado con la dieta.

Lo ideal es llevar un régimen alimenticio equilibrado que incluya todo los tipos de alimentos de manera moderada y un programa de ejercicios para mantener un balance entre las calorías que ingerimos y  las calorías que quemamos.

Si te es difícil mantener una dieta o controlar tu deseos de comer, consume estos alimentos  de manera habitual y perderás  peso sin necesidad de embarcarte en una  dieta.



Alimentos quemagrasas

1. Frutos secos

Los frutos secos naturales como las almendras, las nueces, piñones, pistachos o avellanas, aportan fibra, proteínas y grasas monoinsaturadas que ayudan a construir músculo y a reducir el apetito.

Deben ser naturales sin tostar ni salar y comerlos en el desayuno o como merienda.

2. Yogur

Lo recomendable es tomarlo sin azúcar para que  sus  bacterias vivas y beneficiosas  lleguen al sistema digestivo en óptimas condiciones para repoblar la flora intestinal, mejorar las digestiones y el sistema inmune.

Se puede reemplazar un desayuno con una taza de yogur con fruta y luego una infusión de manzanilla o un té verde.

3. Avena

Provoca sensación de saciedad. Es rica en fibra y proteínas, lo que la convierte en un excelente desayuno, y ayuda a reducir los niveles de colesterol. Se le conoce como un purificador de la sangre, pues contiene sustancias que encapsulan grasas y toxinas para expulsarlas del cuerpo.

4. Alimentos ricos en lecitina

La lecitina s un ácido graso que influye directamente en el metabolismo de las grasas, haciendo que éstas se quemen más rápidamente. Es un micronutriente idispensable en la construcción de las células.

Una de sus propiedades es que evita el endurecimiento de las membranas celulares.

La encuentras de manera abundante en la yema de huevo, leche de soya, harina de soya, germen de trigo, tofu, semillas de lino y nueces.

5. Lentejas

Las legumbres en general, y las lentejas de manera especial ayudan a limpiar el sistema digestivo por su alto contenido en fibras. Producen saciedad y  aportan proteínas y hierro vegetal.

Una cena de un plato de lentejas con queso rallado por encima te dejará satisfecha y te aportará muchos beneficios nutritivos.

6: Huevos

Aportan proteínas y lecitina y son saciantes. Cómelos en el desayuno o sustituye una  cena con un omeletede huevos con verduras como espinacas o espárragos.



7. Pomelo o toronja

Posee muy poca azúcar  y tiene casi un 90% de agua. Posee gran cantidad de vitamina C la que tiene cualidades  adelgazantes . Además, a esta fruta se la recomienda para la anemia y para bajar los niveles de colesterol. Cómela en el  desayuno, preferiblemente la fruta entera o en jugos usando toda su fibra.

8. Ají picante o chiles

Es un excelente quemagrasa por la preesencia de la capsaicina, un ingrediente presente en este alimento y que ayuda a disminuir la cantidad de grasa que se aloja en el cuerpo. Asimismo, la vitamina C que poseen acelera el metabolismo, lo que permite quemar las grasas más rápidamente. Agrégalos a tus guisos de a poco para ir acostumbrándote a su sabor picante. Si tienes algún problema digestivo, como gastritis o colon irritable, debes consultar con un médico antes de integrarlo a tus comidas.

9. Quinoa

Este super alimento aporta gran cantidad de fibra y posee un alto contenido de proteínas. Es antioxidante y rico en nutrientes como el hierro, zinc, selenio y vitamina E.  Es muy saciante y la puedes comer mezclada con verduras, frutas secas, o proteínas.

10. Consomés

Son perfectos como cena . Tienen la ventaja que al ser calientes producen mayor saciedad. Son excelentes de vegetales con pocas calorías como la calabaza (zapallo, auyama), de legumbres,  arvejas, coliflor o apio. Los puedes sasonar con cebolla, ajo y pimienta.

11. Tomate

Regula la producción de leptina de tu cuerpo, una hormona que controla el apetito, además de ser rico en potasio y muy bajo en calorías. Prepara una ensalada de tomate con queso fresco y tendrás un almuerzo  completo de bajas calorias.

12. Banana

Aporta fibras que ayudan a vaciar el sistema digestivo;  es saciante y rico en potasio, lo que evita  retener más líquidos de la cuenta.

Te invitamos a visitar:

Rico batido para perder grasa localizada

Cortes de pelo, sexys y femeninos

16 usos del agua de sal que no son tan conocidos

La naturaleza nos provee de recursos maravillosos y entre éstos se encuentra el agua de sal, que es un remedio simple y económico.

Aquí te traemos 16 formas de usarla. Siempre usar agua hervida o destilada.

1 – Acelera la cicatrización de las heridas

Mezcla agua con sal y aplícala sobre las heridas con la ayuda de un algodón, no solo servirá para que cicatrice antes, sino que además la limpiará de infecciones.

2 – Nariz tapada

Mezcla media tacita de agua con 1/2 cucharadita de sal. Con un gotero echa tres gotas en cada lado de la nariz.



3 – Infecciones oculares

Prepara una mezcla de una cucharadita de sal en una tacita de agua tibia y aplícla suavemente con un algodón. La mezcla debe quedar parecida al sabor de las lágrimas.

4 – Pies o manos hinchadas

La sal y agua tibia o caliente ayuda a reactivar la circulación y bajar la inflamación. En un envase grande añade agua tibia o caliente y 6-7 cucharadas de sal. Suavemente remoja los pies durante 10 minutos, para activar la circulación mueve cuidadosamente los pies en forma circular. Al finalizar mantén los pies elevados sobre almohadones.

5 – Lagrimas naturales

En el caso de ojos secos o si te cae algo dentro de los ojos el agua de sal  actúa  como  lagrimas  naturales  y  es  excelente  para limpiar los ojos. Disolver una pizca de sal en media tacita de agua y aplicar con un gotero en cada ojo en caso de ojos secos o si te cae algo dentro de los ojos para limpiarlos. Para saber si esta en punto y no muy concentrada; ponte un poco en la lengua, debe tener el mismo sabor que las lagrimas.

6 – Hongos en los pies y uñas

En un envase grande añade agua caliente. Añada 8 cucharadas de al y sumerge los pies.  Nota:  Si tienes  alguna herida en la piel puede picar un poco, pero  no  te preocupes, que el agua de sal te ayuda a desinfectar esas pequeñas heridas

7 – Para eliminar llagas  en la boca   (aftas)

Mezcla  una cucharada  de  sal  en  una  tacita  de  agua  tibia  y  haz enjuagues  con  esta  agua  después  de  cada  cepillado.

8 – Pies o manos hinchadas

El agua con sal es un remedio antiguo y efectivo para combatir la hinchazón de los pies o manos. La sal y agua caliente ayuda a reactivar la circulación y bajar la inflamación. En un envase grande añade agua caliente  y  7  cucharadas  de  sal.  Pon a remojar los pies durante 10 minutos, para activar la circulación mueve cuidadosamente los pies en forma circular. Al finalizar mantén los pies elevados sobre almohadones.

9 – Dolor de garganta 

Si te duele la garganta por un proceso gripal, la sal es una gran aliada. Disolver una cucharada de sal en una tacita de agua tibia. Hacer gárgaras con esta agua de sal después de cepillarte

10 – Tónico facial

Para reducir la grasa , mezcla 2 tazas de agua y una cucharada de sal – mejor  si  es  sal  marina –   y  colócala  en  un  envase  que  tenga rociador.  Rocía tu cara y luego con una toalla,  seca dando  golpecitos. no enjuagues.



11 – Para combatir la caspa

Con el cabello seco aplícate sal en el cuero cabelludo y masajéalo durante unos minutos. Luego lávalo de forma habitual.

12 – Infecciones vaginales

Después de lavar con un jabón neutro (sin olor) usa esta agua para los últimos enjuagues. Ésto puedes hacerlo tanto si ya tienes infección como si eres propensa y deseas prevenirla.
Hacerlo cada noche antes de dormir

13 – Acné

Empapa un algodón en agua salada bien cargada y aplica en la zona afectada. Deja actuar por alrededor de una hora y luego retira con agua templada.

14 – Ojos cansados

Si tienes los ojos cansados y te han salido bolsas aplícate compresas de agua tibia con sal durante durante 10 minutos, luego aplica compresas con agua limpia y bien fría durante 5 minutos.

15 – Como enjuague bucal

Mezcla agua tibia con sal y utilízala como enjuague bucal después de cepillarte. Esta agua previene la gingivitis

16. Várices

Para aliviar las várices, aplica un paño humedecido con una mezcla de agua y sal sobre la zona afectada y luego cúbrela con una banda elástica. Hacer este procedimiento dos veces al día para obtener mejores resultados.



Los 30 alimentos más poderosos para prevenir el cáncer

Si tienes problemas para dormir, esta sencilla técnica te puede ayudar